Curiosidades: ¿Hay razón para considerar al Monopoly tan mal juego?

monopolyEl Monopoly es uno de los juegos más antiguos y conocidos por las generaciones que nacieron antes de los 90s. Aunque resulta un juego muy entretenido para algunos; cuenta, sin embargo, con muchas críticas que para entretenimiento del lector aquí se exponen.

  • Es extremadamente largo

Pocos juegos toman tantas horas para poder ser terminados del todo. No ocurrirá en todos los casos, pero muchas de las críticas que se le hace, es que pocas veces una partida de Monopoly es terminada.

  • No hay forma de repuntar (y los perdedores se aburrirán)

Pocas veces, afirman sus críticos, un jugador que va perdiendo puede repuntar, y al caber la posibilidad de ser eliminado en el Monopoly, puede que el juego acabe para el perdedor muy rápido, aun cuando el juego igual prosiga y toque a muchos esperar sin jugar, quizá por algunas horas.

  • Resulta sumamente predecible

Algunos críticos de este juego de mesa, aducen que el juego se reduce finalmente a un jugador que será el que tenga la suerte y la capacidad de armar un gran juego teniendo un monopolio lucrativo, ya que éste será el que despunte; de modo que a los demás jugadores no les queda sino esperar quebrar. Esto, refieren sus críticos, le quita factor sorpresa al juego y así resultaría menos divertido.

  • Da pie a que la estrategia no cuente en ocasiones

Dado que es un juego basado en negocios, puede que un tercer jugador determine el curso del juego vendiendo sus propiedades al costo que estime conveniente a uno de sus contrincantes, pudiendo así favorecer a aquél, sin que los demás jugadores puedan hacer nada.

A pesar de todas estas críticas, siempre queda abierta la cuestión, dado que todas estas observaciones bien pueden ser consideradas como los puntos fuertes del Monopoly por algunos jugadores… Un asunto de gustos finalmente, que solo puede ser resuelto en la mesa de los potenciales jugadores aficionados a este tipo de juegos.